Si bien es cierto que el comercio exterior tiene múltiples beneficios también existen riesgos que pueden llevar a la quiebra a las empresas; por eso conocer los riesgos es vital para evitar futuros problemas operativos, económicos y legales.

Estos riesgos, denominados “riesgos comerciales”, vienen precedidos principalmente por la dificultad de obtener suficiente información sobre el vendedor o comprador, las costumbres comerciales del país en el que estemos realizando la negociación y por lo tanto el entorno legal de cada uno de ellos.

Principales riesgos del comercio internacional:

  • Impago
  • Fraude
  • Entrega
  • Transporte
  • Riesgo de cambio
  • Riesgo Legal

Siendo los tres problemas más graves el impago, fraude y los problemas en la entrega.

Al hacer transacciones con empresas de otros países en donde no se cuenta con los mismos filtros que se tienen al ser una empresa nacional, ponen en riesgo el poder estar depositando la confianza en empresas fantasmas, empresas que hacen fraudes y que hagan de un presupuesto y capital un desastre.

Estos 3 problemas se pueden solucionar con una práctica de comercio exterior llamada Previo en Origen.

 

¿A qué se refiere este término?

Para comenzar es preciso aclarar que el reconocimiento previo consiste en la revisión física de las mercancías, misma que se realiza por el Agente Aduanal; esto, como su propio nombre lo indica se lleva a cabo antes de que los bienes objeto del despacho aduanero crucen el semáforo fiscal. Pero cuando hablamos de previos en origen nos referimos a adelantar estas inspecciones desde el país antes de embarcar lo cual nos permite adelantarnos y poder prever cualquier riesgo mucho antes de que se embarque la mercancía. El previo en origen puede ser no solo de las mercancías para revisar números de serie, calidad, etc. Sino también el análisis de los socios comerciales con los que estamos tratando y esto incluye transportistas en origen, agentes de carga, empresas fabricantes de tu producto etc.

Actualmente la situación post-COVID nos tiene en un alza de fletes internacionales, en donde revisar de manera correcta a nuestros aliados comerciales nos ayudará a no caer en falsas cotizaciones o empresas que nos venden productos a costos “muy económicos” pero riesgos inmensos en la operación y riesgos de fraude.

Beneficios del Previo en Origen:

  • Despacho de embarque exprés. Se reduce entre 24 y 48 horas el tiempo de despacho aduanal en México, permitiendo una inmediata puesta a la venta del producto.
  • Conocimiento anticipado y exacto del embarque. Facilita el cumplimiento del despacho en rubros como:

✓ Clasificación arancelaria
✓ Elaboración de pedimentos
✓ Cálculo de impuestos
✓ Determinación de regulaciones

  • Eliminación de costos adicionales en puerto mexicano por conceptos como:

✓ Validación del cumplimiento de regulaciones no arancelarias ✓ Maniobras de previo
✓ Almacenaje
✓ Demoras

  • Re-etiquetado de mercancías
  • Eliminación de multas o sanciones aduaneras. Su empresa previene embarques que no cumplan con la normativa y otros costos extra (ver punto anterior).
  • Previene robos y faltantes. Al verificar las cantidades exactas cargadas en el contenedor y el uso de sellos especiales, se evita el riesgo de robo y unidades faltantes.

En DICEX tenemos el servicio de Previo en Origen a tu disposición, mismo que realizamos de la mano de nuestro aliado estratégico QUIMA en donde nos aseguramos de contar con todo lo necesario para anticiparnos en tu operación. Sin duda alguna esta actividad suma valor logístico a las operaciones de comercio exterior haciendo eficiente el despacho de mercancías, así como la reducción significativa de los riesgos en el extranjero.

Tags: